martes, 15 de septiembre de 2015

Beto reyes y su reseña del Ultra Trail du Mont Blanc





Ultra Trial Du MontBlanc

Una carrera que realmente me costo lagrimas terminarla, fue un sueño que logré hacer realidad, todo empezó desde dos días antes de la carrera podrías sentir las emociones a flor de piel, se respiraba un ambiente que es muy difícil describir el simple hecho que eran 2500 corredores jamás había visto tanta gente compartiendo esta pasión por el Trail, había unas filas interminables para poder recoger tu paquete, realmente te revisan todo el equipo obligatorio, era vital llevar todo como se te marcaba en el reglamento si no te regresaban a que lo consiguieras, te hacían sacar todo de la mochila (Chamarra GoreTex, Rompevientos, Pantalón, Lámparas, Manta, Y el Celular) Gracias a mi sis, Ale Ramos pude cumplir con el celular ya que mi teléfono se descompuso antes de emprender mi viaje a Europa, y ella me presto uno que tenía de lo contrario no me entregarían mi dorsal para poder correr. 

La noche anterior del evento empecé a sentir malestar estomacal , tome algunas pastillas para poder dormir y para aliviar estos malestares que no me dejaban dormir, finalmente dormí algunas horas, la mama de Aby Zamora me toco a la puerta ya que se me había hecho algo tarde, tuve que apurarme para poder estar listo en 15 minutos y salir hacia Courmayeur - Italia, donde arrancaría el evento, una vez que llegamos a las instalaciones del Gimnasio donde estaban todos los corredores desayunando y otros acostados esperando arrancar la carrera, decidí acostarme un rato , realmente me sentía mal del estomago, le comente a unos amigos que me dolía un buen y entre bromas me dijeron No corras jajaja, volví a tomar otras pastillas para calmar el dolor, la carrera arrancaba en punto de las 9 am , estando en el arco de salida me volvieron a revisar todo el equipo, y marcaron mi dorsal de que todo estaba completo, estos tipos realmente hacen que se cumpla el reglamento como debe de ser, algo que si fallo fueron los arranques ya que salíamos por oleadas según respecto al tiempo estimado de la carrera.







Las primeras 3 horas había muchísima aglomeración ya que no podías pasar a los corredores parecía una peregrinación interminable, todo iba bien hasta el kilómetro 20 que volvieron los malestares así que tuve que ir a enfermería para ser atendido, me dijo la doctora que con una pastilla sublingual tendría para calmar esas ganas por estar en el baño, era majestuoso estar en las montañas que había soñado durante un año, realmente mejor que lo que había visto en cualquier foto o video, seguían avanzando los kilómetros y seguía corriendo a buen ritmo. 

En el 40 volví a llegar por otra de esas pastillas realmente podía aguantar algunas horas para volver a ir al baño, ninguna de las comidas en los abastos se me antojaba sabia que si comía algo me podía afectar realmente con mi infección estomacal, así que solo comía lo que sabia que no me caería mal, solo Barras Hammer, Fizz, Endurolytes y una que otra sopa, seguía avanzando llego un momento que sentí miedo de llegar a deshidratarme por los problemas estomacales pero gracias a dios no fue así me ayudaron mucho los electrolitos que llevaba, la carrera continuaba y veía como muchísima gente abandonaba en cada abasto, sabia que no era normal, a muchos les afecto el calor que hacia ese día, las temperaturas por encima de los 30, el agua demasiado fría ya que era agua de glaciar, continúe mi carrera tratando de no hacer tiempo en los abastos ya que había perdido lo suficiente en los baños y en enfermería, llegamos aproximadamente al 60 y algo no recuerdo, pero pedí algo mas fuerte para el dolor, me aplicaron una inyección, realmente sabia que esa calmaría mi dolor y pararía algo la infección, lo que bien recuerdo que me dijo la doctora que lo mejor era abandonar en este punto ya que había perdido algo de líquidos, mi respuesta fue; Tengo esperando esta carrera 1 año, viaje mas de 13 mil kilómetros para abandonar, Esa no es Opción, me dijo que realmente estaba loco si pensaba terminar así la carrera.





Me apure después de este abasto para llegar al 80 u 83 , una vez que llegue me tumbo por completo no se si fue el dolor o la inyección pero caí en un profundo sueño y perdí una hora, me levante asustado pensando que la carrera había terminado, me apure lo suficiente para llegar al siguiente abasto, ya se había calmado el dolor estomacal, llegue al ultimo abasto y lo único que quería hacer era seguir ya estaba a unos kilómetros de llegar a Chamonix, emprendía la huida, me encontré a un amigo francés que me dijo que venia una parte muy divertida ya que era la ultima bajada y la entrada al pueblo, después de 6 montañas ya solo quedaba bajar la ultima y entrar al pueblo eso me motivó así que le metí toda la fuerza que aun me quedaba , muchos corredores venían algo cansados así que aproveche y baje a toda velocidad para recuperar al menos algo de todo el tiempo que había perdido.
Una vez que vi el pueblo mi corazón empezó a latir mas fuerte, era una emoción indescriptible ver a tanta gente gritando, aplaudiendo, tocando campanas, eso me hizo correr como si apenas estuviera arrancando la carrera, me empece aproximar a la plaza principal del centro, cada vez se veía más gente, sabia que era momento de sacar la bandera de México, llegue escuchar algunos gritos que decían Ale, Ale México, una vez que vi el Arco de Meta, se me salieron algunas lagrimas de la emoción de estar a unos metros de cruzarlo, llegué y me estaba esperando Aby para las respectivas fotos y para felicitarme, realmente estoy muy agradecido con Dios, con mi Familia y con todas las personas que estuvieron conmigo, sobre todo a todas las que creyeron en mi para lograr este sueño.

Unete al grupo de facebook en este link

Ve la pagina de Beto reyes aqui






No hay comentarios.:

Publicar un comentario